El ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, Cristian Ritondo, anunció este lunes que el gobierno bonaerense le dará créditos a las empresas de transporte para que puedan colocar cámaras de seguridad en todas las líneas de colectivos de la provincia.

La decisión del gobierno de María Eugenia Vidal fue comunicada luego de mantener una reunión con la cúpula de la UTA, tras el asesinato de Leandro Alcaraz, un chofer de la línea 920 que murió luego de ser baleado por dos hombres con los que había discutido porque no tenían la tarjeta SUBE para pagar el boleto.

"Antes de fin de año todos los colectivos deberían tener colocadas las cámaras", aseguró Ritondo, al tiempo que adelantó que su ministerio dotará de botones antipanico a todas las líneas de colectivos. Según explicó, intentarán prevenir el delito y la violencia en todas las unidades que circulan en la provincia.

Leandro Alcaraz falleció ayer luego de recibir dos disparos

"La gobernadora le solicitó al presidente del Banco Provincia tener un financiamiento a 4 años, con una tasa muy baja, para que todos los colectivos puedan tener cámaras", sostuvo el ministro durante la conferencia de prensa que brindó en la Casa de Gobierno de la provincia.

Rintondo explicó que lo que emitirá el Banco será "una línea de crédito blanda" ya que el problema principal que tenían las empresas de transporte "era el financiamiento para colocar las cámaras". Además, indicó que a partir del lunes comenzará a implementarse esta línea de créditos.

El funcionario bonaerense descartó la posibilidad de colocar cabinas antibandálicas en los colectivos debido a que "la cúpula de la UTA y muchos delegados no estaban de acuerdo con la implementación". "Era mucho más conflicto y problemático resolver la utilización de esas cabinas", precisó.

Compañeros y familiares del chofer se manifestaron durante este lunes (Gentileza InfoCronos)

Por otra parte, Ritondo le contestó a la intendenta de La Matanza, Verónica Magario, quien le había reclamado a la gobernadora Vidal por la ausencia de policías y gendarmes en el distrito que gobierna y en donde asesinaron al chofer de colectivo.

"La inseguridad no sabe de grietas. Cuando un trabajador muere de forma tan dolorosa es porque el Estado llegó tarde o no llegó", indicó la jefa comunal.

"Necesitamos de manera urgente más fuerzas de seguridad en La Matanza. Queremos que la Gobernadora y la justicia hagan su trabajo de forma urgente. Hace dos años nos sacaron de La Matanza 1000 efectivos de Gendarmería Nacional. Nos dejaron solamente 140 gendarmes, que no alcanzan para nada", aseguró Magario antes de la conferencia de prensa de Ritondo.

Consultado por las declaraciones de la intendenta peronista, el ministro aseguró: "Lamento que ante la muerte y la inseguridad haya una persona que sea capaz de politizar la situación. Pero no me extraña de quien viene".

Seguí leyendo

Dos hombres mataron a un chofer de colectivo luego de discutir por la SUBE

La muerte del "Cabezón", el colectivero que trabajaba en doble turno para terminar de construirse su casa

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: