Milicias de las FSD en Raqqa, en el aniversario de la liberación de la ciudad (Reuters/Aboud Hamam/Archivo)
Milicias de las FSD en Raqqa, en el aniversario de la liberación de la ciudad (Reuters/Aboud Hamam/Archivo)

La alianza kurdoárabe que apoya Estados Unidos en Siria anunció el sábado que empezó la "batalla decisiva" para "eliminar" a los yihadistas del Estado Islámico de su último bastión en el este del país.

"La batalla empezó" indicó un portavoz de las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), Mustefa Bali. "Las fuerzas de las FDS lanzaron la batalla decisiva para eliminar lo que queda de los terroristas" del ISIS, indicó en su cuenta Twitter.

En su sitio Internet, las FDS anuncian "la batalla final para eliminar a la organización terrorista Dáesh en la localidad de Baghuz", usando el acrónimo árabe del ISIS. En ese sentido, Bali subrayó que las milicias "continuarán su batalla hasta el final" para garantizar que toda la zona "sea liberada".

El ISIS había creado en 2014 un "califato" de un enorme territorio, casi del tamaño de Gran Bretaña, pero desde entonces ha perdido gradualmente el terreno, y ahora su zona bajo control es menos de 1% de la extensión original, de acuerdo con fuentes militares.

Los yihadistas del ISIS tienen aún en su poder en la provincia de Deir Ezzor un sector de unos 4 kilómetros cuadrados, que van de la localidad de Baghuz a la frontera iraquí, según las FDS.

"Entre 500 y 600 terroristas" se hallarían aún en este reducto, según testimonios de personas que huyen de la zona, indicó Bali, quien añadió que aún permanecen ahí centenares de civiles. "La batalla terminará en los próximos días" afirmó.

Las milicias kurdas han sido un actor clave en la lucha contra los yihadistas (Reuters)
Las milicias kurdas han sido un actor clave en la lucha contra los yihadistas (Reuters)

De acuerdo con Bali, la mayoría de los combatientes que aún restan es formada mayoritariamente por "extranjeros". También la mayoría de los que se han rendido en los últimos dos meses y continúan arrestados son extranjeros.

– ¿Victoria inminente? –
El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró que es inminente una victoria final sobre el ISIS. "El anuncio formal de que hemos recuperado el 100% del 'califato' debe ser formulado ya en la próxima semana", dijo el mandatario, quien afirmó que apenas sobran algunos "remanentes" de las fuerzas yihadistas.

En días recientes, las FDS habían interrumpido su avance sobre las posiciones del ISIS para permitir la salida de civiles, en especial mujeres, ancianos y niños.

Este sábado, después de anunciar en su sitio web la "batalla final" contra el ISIS, el FDS había explicado que "más de 20.000 civiles habían sido evacuados" de la región en los últimos 10 días.

Sin embargo, este sábado parecía que los grandes combates no habían aún comenzado en el terreno.

En este sentido un vocero del FDS había dicho este sábado que "el avance se hace lentamente. Cuando hay movimientos de yihadistas, golpeamos con la artillería".

– Presencia extranjera –
Con el apoyo de la coalición internacional, las FDS lanzaron en septiembre pasado su ofensiva contra los últimos reductos el ISIS, capturando gradualmente los centros urbanos.

Tropas especiales de EEUU en apoyo de las Fuerzas Democráticas Sirias. Donald Trump anunció el retiro de los soldados norteamericanos (AFP)
Tropas especiales de EEUU en apoyo de las Fuerzas Democráticas Sirias. Donald Trump anunció el retiro de los soldados norteamericanos (AFP)

De acuerdo con la entidad Observatorio Sirio de los Derechos Humanos (con sede en Londres), desde septiembre por lo menos 1.200 combatientes del ISIS murieron en esos combates, contra unos 670 soldados de las FDS.

La misma entidad estima que en ese período también murieron unos 400 civiles, incluyendo 144 niños. Desde diciembre, unas 37.000 personas huyeron de la zona.

Actualmente, centenas de extranjeros, en un contingente que incluye mujeres y niños, están bajo control de las FDS por sospecha de afiliación al ISIS.

Luego de haber perdido el control de la región de Baghuz, el ISIS apenas posee combatientes dispersos por el desierto sirio que se extiende desde el centro del país hasta la provincia de Deir Ezzor.

Allí, los combatientes del ISIS ya no controlan ningún centro urbano y se han registrado combates con fuerzas del ejército regular sirio.

El conflicto en Siria, que estalló en 2011, ya dejó un saldo de unos 360.000 muertos, en un baño de sangre que se complicó aún más por la intervención de varios países.

Actualmente, el gobierno de Bashar al Assad controla aproximadamente dos tercios del territorio sirio, en parte gracias al soporte recibido de Rusia, Irán y el grupo libanés Hezbollah. Así, los combates se limitan ahora a la zona donde está el ISIS.

(Con información de AFP)

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

El éxodo de los últimos habitantes del Estado Islámico

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: