El Parlamento británico rechaza elecciones anticipadas y entra en un receso impuesto por Johnson.
Los diputados británicos regresaron hoy a sus respectivas circunscripciones tras suspenderse el Parlamento de Westminster (Londres), donde políticos de la oposición gritaron y desplegaron pancartas en protesta por la medida.
Las cámaras legislativas permanecerán cerradas hasta el 14 de octubre, cuando el Ejecutivo conservador de Boris Johnson presentará una nueva agenda de gobierno, días antes del Consejo europeo y de la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE) el 31 de octubre.
La decisión de Johnson de utilizar su prerrogativa para suspender el Parlamento, con la aprobaciión de la jefa de Estado, la reina Isabel II, ha indignado a la oposición británica, que acusó al primer ministro de silenciar a la Cámara de los Comunes durante cinco semanas en medio de la crisis del Brexit.
Esta madrugada, varios diputados de la oposición desplegaron carteles con la palabra "silenciados" y otros gritaban cuando el presidente de la cámara baja, John Bercow, iniciaba la ceremonia formal con la que marcaba el cierre del Parlamento, mientras algunos parlamentarios trataban de bloquear su salida del recinto, describió la agencia de noticias EFE.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: