El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, cambió su residencia oficial y la de su familia de Nueva York, donde dice que se lo maltrata, a Florida, un estado con mayores ventajas fiscales y de vital importancia para su eventual reelección en 2020.
Trump confirmó anoche a través de su cuenta de Twitter este traslado después de que el periódico The New York Times lo revelara de forma exclusiva.
Su residencia, que hasta la fecha tenía establecida en su lujoso triplex de la Torre Trump de Manhattan, pasa a ser ahora Mar-a-Lago, su ya conocida mansión y club privado de Palm Beach, donde pasa los fines de semana de invierno huyendo de la fría Washington.

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: