La Municipalidad de Romang, continúa con el asfalto de calle Rivadavia, pero en esta oportunidad y en un caso que realmente llama la atención y que seguramente marcará un precedente para la obra pública en la ciudad, ya que la calle que se asfaltó entre Leandro Alem e Islas Malvinas, se descontinúa con el resto de las calles asfaltadas, quedando rodeadas de calles de tierra.

Uno de los criterios que se utiliza para estos casos, es que las nuevas calles asfaltadas se conecten con las que ya están y no queden como quedó ahora.

Si bien a futuro va a conectar con otras calles próximas, no quita que de ahora en más, cualquier calle de los distintos barrios se pueda asfaltar, ya que en algún momento también quedarán conectadas.

El avance de asfalto de calle Rivadavia, se hace con un dinero excedente que quedara del año 2018, ya que el aporte de los vecinos afectados por dichas mejoras es muy pobre, pero también es cierto que dicha obra, que comenzó con la gestión de Debloc, es una obra con una deuda de mas de 7 millones de pesos que hasta el día de hoy el municipio paga.

Los vecinos dicen, que nadie está en contra del progreso, pero si nadie dice nada y cada cual va a hacer lo que quiere, sin una distribución justa de la obra pública en todo el distrito de Romang, seguimos generando desigualdad y esperando un progreso igualitario para todos los barrios.

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: